domingo, 22 de julio de 2012

Reseña en "Lo que leo"

Enlace "Crimen en el barrio", la ópera prima del escritor segoviano Santiago Caravias de Santos (VER BLOG), es una divertida parodia de la novela negra. Y tan divertida. Por el título del libro ya "intuimos" que va sobre un crimen, y en la foto conjunta que podemos ver de la portada y la contraportada aparece "sangre" ... o, lo que es lo mismo, tomate frito saliendo de una lata, jeje (VER AQUÍ). Pues así -con una gran dosis de humor-, nos adentramos en la historia de un crimen que sucede un día cualquiera en un barrio de Segovia. En cuando el protagonista principal de esta novela, Narrador, descubre muerto en su quiosco al dueño del mismo: Quiosquero. Narrador decide averiguar qué ha pasado e intentará resolver él solo este crimen, sintiéndose muchas veces en peligro como al encontrarse con La Amenaza Sopladora. Decide por su cuenta y riesgo investigar a sus sospechosos, entre los que tiene a Habitual 1 y Habitual 2 (Los Habituales), que son los clientes habituales del quiosco donde ha sucedido el crimen, y a Marquitos, que aún no alcanza la categoría de habitual. Pero la cosa alcanza una dimensión descomunal y el crimen salpica también a Churrero, el churrero del barrio. ¿Qué pasará al final? ¿Resolverá Narrador el crimen? ¿Tendrán Los Habituales, Marquitos y Churrero algo que ver realmente con el triste suceso? Con semejante plantel no podemos más que esperar momentos y situaciones muy cómicas a lo largo de las páginas de esta novela corta que merece la pena y que hoy os recomiendo. Novela que tiene el consabido "pero" que por desgracia suelo encontrarme habitualmente en muchos libros: las erratas, que seguro se subsanarán en las futuras ediciones que espero que haya de este libro (o en su edición digital). Y por último deciros que me alegra saber que Santiago acaba de sacar otra novela: "Colón nunca lo hizo, o por lo menos no lo contó" (VER AQUÍ).

2 comentarios:

Osvaldo dijo...

Me interesa poder leer diversas novelas porque creo que eso mejora mi cultura y educación. En este momento mientras descanso un poco de buscar un alquiler de casas en
Montevideo
sigo buscando diversas novelas para conseguir

Heilborg dijo...

Vale Osvaldo, me parece de puta madre. Vendo Opel Corsa.